viernes, 30 de diciembre de 2016

La belleza de lo nuevo

Hoy acaba un año especial. Comienza otro que a priori, me gusta más, acaba en 7, en 17, dos números que me gustan mucho y empieza por 20, en fin, precioso en su composición, para mí . En cambio 2016 no significaba nada, pero ha tenido una gran sorpresa que me ha hecho feliz. No quiero seguir con estas elucubraciones de adivino con poco acierto y espero que el año que comienza siga ofreciéndome la alegría y la ilusión de ahora.
Toca dar gracias por los dones recibidos, pedir que la salud esté con nosotros y si es posible que nos sonría la diosa Fortuna.
Henry, Pegui y Goldi, se fueron y llegó una loquita Vero, Vebur o como quiera llamarla Lara, ya que la recogió y viven juntas, pero nos acompañan a menudo y pone el toque travieso e impulsivo que hace más divertida una casa.

No hay comentarios: